Volver a los detalles del artículo El Pleno como máxima expresión del parlamento: reflexiones desde el Salón de Sesiones Descargar Descargar PDF